Casandra

Con tu gran clarividencia,
sibila desprestigiada,
no viste en lo nuestro nada.
Mas me pudo la impaciencia,
y, a pesar de tu advertencia,
al caballo abrí la puerta
sin estar la mente alerta
de cualquier posible daño.
Ese amor nuestro de antaño
es ahora Troya muerta.

(Nota: Este poema puede encontrarse en mi poemario “Penúltimo momento“. La foto es de greyguardian)

Anuncios

Vuelve “Historia de España en 70 minutos”

Los días 23, 25 y 30 de junio representaremos en el Teatro Arenal de Madrid mi obra “Historia de España en 70 minutos”. Se trata, como algunos ya sabréis, de un espectáculo en clave de humor en el que se repasa la Historia de España desde la Prehistoria hasta la Democracia.

En el espectáculo, tres actores interpretan 70 personajes a través de un continuo despliegue de elementos de atrezzo y un elaborado trabajo físico y vocal que ayudan a caracterizar a cada personaje. No se trata de una obra de sketches aislados, no hay elipsis ni grandes saltos temporales, sino que estos 70 personajes se van pasando el testigo (sin pausa alguna) en una carrera de relevos que comienza en Atapuerca y aún no ha terminado.

Podéis ver un trailer de la obra aquí.

Teatro Arenal. Calle Mayor 6, Madrid.

Teléfono para reservas: 915234796.

23 de junio: 20.30 horas.

25 de junio: 19.00 horas.

30 de junio: 20.30 horas.

No os lo perdáis: vais a pasar un rato formidable. De verdad. No os arrepentiréis. Nos vemos en el Teatro Arenal.

Firma en la Feria del Libro de Madrid

Este sábado, 11 de junio, por la tarde, firmaré ejemplares de mi poemario La niña y el mar en la caseta 218 (Editorial Reino de Cordelia) de la Feria del Libro de Madrid, en el Retiro. Compartiré caseta con el gran poeta Luis Alberto de Cuenca.

Si queréis información sobre el libro, la podéis encontrar aquí.

A los que aún no tenéis el libro, os espero allí. A los que ya lo tenéis, os espero también.

 

 

La isla bonita

Para Alessia Petralia

Abriste los ojos
y ya me tenías:
pasé tantos días
bebiendo de ti…

Crucé tus aceras
desnudo y sin prisa:
mi nueva sonrisa
no huía de mí.

Y ahora que soy
una nueva persona
me marcho. Perdona
mi súbito adiós.

No puedo quedarme
aunque me lo pidas,
porque en nuestras vidas
sobramos los dos.

No digo “jamás”
ni miro hacia atrás:
busco mi destino.

Debo caminar,
aprender a andar,
pero no contigo.

He amado tu ruido,
tus noches violentas,
tus lágrimas lentas,
tu forma de ser…

Lo tienes, sí, todo,
y no es suficiente:
ser tan complaciente
no te deja ver

que eres tan pequeña
y el mundo tan grande
que hacia donde ande
estaré mejor.

Y si te conformas
con ser lo que eres,
habrá otras mujeres
que tengan mi amor.

No digas “jamás”
ni mires atrás:
busca tu destino.

Debes caminar,
aprender a andar,
pero no conmigo.